22.8 C
Valledupar
martes, junio 18, 2024

¿Corrupción en los Juegos Bolivarianos?

Lo más leído

La alerta lanzada por la Procuraduría General de la Nación en la ciudad de Valledupar, por el retraso en 20 obras que se concibieron con el fin de la realización de los Juegos Bolivarianos en la capital del Cesar, cuya inversión supera los 139 mil millones de pesos, es apenas la punta del iceberg de lo que sería un escándalo de talla nacional. Las obras que presentan avances inferiores al 50 por ciento de ejecución estarían siendo construidas por un carrusel de contratistas del municipio de Valledupar, la gobernación del Cesar y hasta firmas allegadas al señor Emilio Tapias tendrían las manos metidas en las obras. 

Pero esto no sería lo único que pondría a Valledupar en la mira no solo de los órganos de control, sino de los organizadores de los juegos. El Periódico conoció que debido al incumplimiento en la ejecución de las obras algunas competiciones se realizaran en las canchas del parque Garupal, en las instalaciones del colegio Bilingüe y hasta en los centros comerciales de la ciudad, sin contar con que municipios como Codazzi se convirtieron en alternativa de última hora, así como Bogotá donde se terminarán desarrollando varias disciplinas. 

Las obras en problemas

De acuerdo con la información recopilada y analizada por la Dirección Nacional de Investigaciones Especiales de la Procuraduría, se encontraron demoras significativas en la Villa Bolivariana, la pista de BMX, la piscina olímpica, el coliseo de gimnasia, el estadio de béisbol, el coliseo de baloncesto, el coliseo de combate, el estadio de softbol y la pista de atletismo. El Periódico realizó una investigación periodística que determinó quienes son los contratistas, costo de las obras y que relación tienen las empresas que ganaron las licitaciones con los ordenadores del gasto de la alcaldía, la gobernación y el presentante Ape Cuello que resulta salpicado en la construcción de la piscina olímpica, que es la que presenta más retrasos. 

Los hilos de Emilio Tapia en los juegos 

Los hilos de Emilio Tapia, quien hizo parte del carrusel de los Nules en Bogotá, Córdoba y Sucre llegaron a las obras que se adelantan para los Juegos Bolivarianos en la ciudad de Valledupar, a través de la empresa Betcon Ingeniería relacionada con un carrusel de contratación en el departamento de Sucre, cuyos dueños son amigos de Emilio Tapia, según lo reveló el portal La Silla Vacía el hombre de las carreteras como lo saludaba Diomedes Diaz en sus canciones, viene ejecutando contratos con esa firma  en el departamento de Sucre con el gobernador Héctor Olimpo Espinoza quien le otorgó varios contratos para pavimentación de vías.

Sin embargo, ya los Nule habían hecho estragos en el Cesar, a través de la firma Unión Temporal Sabaneta, cuyo representante legal era el empresario Mauricio Galofre Amín amigo del condenado por el carrusel de contratación en Bogotá, Emilio Tapia, para ese entonces la gobernación del Cesar le entregó un anticipo de 1.125 millones de pesos para unas obras que nunca se ejecutaron y los recursos de los cesarenses se perdieron. 

El Contrato 

Contrato de obra 142 de 2022 

Firma del contrato: 01 de abril de 2022

Contratante: Instituto de Deporte, Recreación y Actividad Física, Inder Valledupar

Contratista: Consorcio Interciclismo Conformado por AZ CIVIL SAS BETCON INGENIERIA

Objeto del contrato: “Construcción de pista de ciclismo BMX con módulo de servicios complementario ubicado en el barrio Villa Dariana en el municipio de Valledupar-Cesar”

Valor del contrato: $3.772.682.366

Tiempo de Ejecución: cuatro meses 

Esta es una de las obras que alertó la Procuraduría, por el poco avance en su ejecución. El Periódico también pudo establecer que la interventoría de esta obra fue realizada por las empresas relacionadas con el alcalde de Valledupar Mello Castro González.

Interventoría

La interventoría de esta millonaria obra fue otorgada a las empresas que hacen parte del carrusel de contratistas del alcalde de Valledupar Mello Castro González y su hermano José Guillermo Castro González.  Aquí las empresas y los vínculos. 

La interventoría se la entregaron al consorcio Interciclismo, representando legalmente por Yesica Alejandra Sánchez Arias, y conformado por las empresas Construcciones Sinaí S.A.S y Constructora Alican S.A.S. el contrato fue otorgado el 11 de abril por un valor de $226,341,314 millones de pesos, cuyo objeto era “Interventoría técnica financiera, legal ambiental para construcción de pista, de ciclismo BMX con módulos de servicios complementario ubicado en el barrio Villa Dariana en el municipio de Valledupar- Cesar.” Con un plazo de ejecución de 4 meses es decir estaba programado para terminar después de los juegos bolivarianos.

En nuestra edición N °0016 explicamos los nexos entre la empresa construcciones Sinaí y el hermano del Mello Castro y que es una de las empresas beneficiadas con todas las interventorías de las obras que se están realizando en la ciudad de Valledupar, incluyendo los Juegos Bolivarianos. 

José Guillermo Castro, hermano del alcalde de Valledupar.

En la investigación de El Periódico, se conoció que ambas empresas están relacionadas con el hermano del alcalde y el contratista que ejecuta las obras gestionadas por el Representante Alfredo Ape Cuello, como los es Darío José Peinado. En esta interventoría aparece la empresa Constructora Alican S.A.S, la cual fue constituida en el municipio de Pueblo Bello el 18 de diciembre de 2020 por Luis Manuel Muñoz Bolaños, con $1.150.000 pesos. No obstante en el acta de febrero de 2022 al que tuvo acceso este medio de comunicación da cuenta que los accionistas actualmente son Construcciones Sinaí S.A.S y Covilco, la primera relacionada con el hermano del alcalde y la segunda de los hermanos López quienes están inmersos en el carrusel de contratos en Valledupar, pero no es lo único, en Constructora Alican S.A.S. aparecen como gerente Yesica Alejandra Sánchez Arias, quien es a su vez la representante legal de Construcciones Sinaí S.A. mientras que de subgerente aparece, Osvaldo Ordoñez Molinares el señor de la tercera edad que Darío José Peinado colocó como único accionista de la empresa Manaos que tenía accionista por $4.000 millones de pesos pero que su dueño aparecía como beneficiado del programa adulto mayor del gobierno de Colombia en la ciudad de Barranquilla.

Darío José Peinado.

Relación entre ‘Ape’ Cuello con las obras de la piscina olímpica y el coliseo de la UPC

El representante Alfredo Ape Cuello en plena campaña sacó pecho por dos obras que en la actualidad se realizan en uno de los campus de la Universidad Popular del Cesar, se trata de una piscina olímpica y un coliseo multifuncional que servirían como escenarios para los juegos bolivarianos y en los cuales se habrían invertido  un valor superior a los $33 mil millones de pesos, no obstante, según la Procuraduría en su informe habría manifestado que la piscina no estará lista para los juegos y el coliseo presenta retrasos, y así lo pudieron contactar las cámaras de El Periódico a quienes aunque le prohibieron la entrada a los escenarios obtuvo imágenes de las obras. Además, en la investigación pudimos conocer algunos de los contratistas a los que les otorgaron las millonarias obras que hoy presentan problemas. 

Se trata del contrato otorgado al consorcio Piscina olímpica 2021 conformado por Julio Javier Palomino Castillo, Eduardo José Cayon Márquez, como persona natural, Obras E ingeniería Guadalupe S.A.S, WC Group S.A.S por un valor de $16.866.777.224 millones de pesos, el contrato aparece con fecha de 30 de junio de 2021, y un tiempo de ejecución de 12 meses, es decir desde que se concibió la obra, los contratistas sabían que no estaría lista para los Juegos Bolivarianos.

Hay varios detalles acerca de los contratistas que ejecutan el millonario contrato que llaman la atención, el primero tiene que ver con Julio Javier Palomino, el contratista de quien el portal La Otra Cara, reveló que hacía parte del cartel de la reforestación en el departamento de Córdoba, que a través del diseño tipo sastre fueron favorecidos con millonarios contratos en la Corporación Autónoma Regional de Córdoba que era manejada en 2018 por el excongresista Musa Besaile. Julio Javier Palomino Castillo hizo parte con el 75% del consorcio que construyó el complejo de tenis financiado por la gobernación del Cesar y que se cayó seis meses después de haber sido entregado. Otro de los contratistas que hacen parte del consorcio es Eduardo José Cayón Márquez a quien en el año 2012, La Contraloría General de la República determinó 2 hallazgos con presunta incidencia fiscal por un total de $7.019 millones de pesos, por manifiestas irregularidades en la construcción de 1.010 viviendas para población pobre y vulnerable, desplazados y víctimas de la violencia del municipio de La Jagua de Ibirico, en el departamento del Cesar, según el informe del ente de control estas obras después de construidas se fueron cayendo a pedazos. Cayón Márquez, además, registra como uno de los socios que le dieron vida a la empresa Gcon que hace parte el consorcio que construye el coliseo multifuncional en la universidad. 

Keny Vega Luquez, contratista.

Los vínculos del congresista Ape Cuello con la piscina olímpica que no estará lista para los juegos, estaría relacionada con el representante legal, Kenny Rene Vega Luquez, quien fue puesto allí después de adjudicado el contrato mediante una modificación, pues quien arrancó como representante de dicho consorcio fue, Gilberto Antonio Ibarra Medina. Vega Luquez, es el contratista de confianza de Ape Cuello, debido a que este fue quien ejecutó todos los parques sacúdete conseguidos por el congresista gracias a su relación con el ministro del Interior Daniel Palacios y que fueron llevados a los municipios que tenían afinidad política con Ape Cuello como La Jagua de Ibirico donde el parque que construyo Vega Luquez se cayó.

La empresa Obras E Ingeniería Guadalupe S.A.S: fue constituida en Bogotá en mayo del año 2018, bajo el nombre Técnicas y Construcciones Civiles S.A.S., en julio de 2018 es registrada en Barranquilla y cambia de nombre a Obras Ingeniería Guadalupe S.A.S, y le realizan una serie de reforma al objeto social para contratar todo lo relacionado con obras, actualmente registra como único accionista Luis Darío Romero Carvajal.

Coliseo cubierto de la UPC

Otra de las obras, en las que tendría las manos metidas el representante Alfredo Ape Cuello, tiene que ver con la construcción del coliseo cubierto multifuncional en la sede deportiva de la Universidad Popular del Cesar, del municipio de Valledupar, la obra que tiene un valor de $16.378.444.052 millones de pesos. El millonario contrato fue otorgado al consorcio Constructores coliseo UPC 2021, conformado por Insuobras G.C.S. S.A.S. con el 50% de participación, GCON Construcciones S.A.S. con el 30% de participación y por Promotora Cayón y Medina S.A.S. con el 20% de participación. Este proyecto fue adjudicado en el mes de junio de 2021 con una duración de 12 meses, es decir que ya debió ser entregada, pero esto aún no sucede.

A parte de la empresa Insuobras G.C.S. S.A.S. que hace parte de los contratistas de vieja data de la gobernación del Cesar, aparecen dos empresas, constituidas por los mismos accionistas, se trata de los hermanos Cayón Medina, quienes crearon las empresas hoy consorciadas para ganarse el millonario contrato.

Gcon Construcciones S.A.S que actualmente aparece en manos de unos accionistas cercanos al representante Alfredo Ape Cuello, fue constituida el 25 de marzo de 2020 por Luis Eduardo Cayón Medina y Gabriela Morales Lazcano, los apellidos de esta última estarían relacionados con un escándalo de altas esferas por los negocios que se movieron por debajo de la mesa en la Secretaría de Hacienda del municipio de Valledupar en el gobierno de Augusto Daniel Ramírez Uhía y de donde se habrían desviado millonarios recursos, que terminaron en manos de particulares. Esta firma se constituyó con un capital de 50 millones de pesos, dos años después, es decir, hoy está valorada en $2.500 millones de pesos. Esta empresa debido a la cercanía con el representante ha sido favorecida con contratos en el municipio de La Jagua de Ibirico, La Universidad Popular del Cesar y la Caja de Compensación Familiar. 

Alfonso José Cayón.

La empresa Promotora Cayón y Medina S.A.S. fue constituida el 13 de julio de 2018 por los hermanos; Luis Eduardo Cayón Medina, Denise Cayón Medina y Alfonso Cayón Medina con 100 millones de pesos. Estos se asocian entre sí para quedarse con el millonario contrato. 

En nuestra próxima edición espere la investigación periodística que revelará los contratos de estas empresas en los que han sido favorecidas como en la universidad Popular del Cesar, en el municipio de la Jagua de Ibirico, entre otros.

Estadio de béisbol 

En la ejecución de la obra para la remodelación del estadio de béisbol aparecen dos viejos contratistas del Cesar con antecedentes nefasto para el departamento, como son los genios de la construcción de la casa en el aire y la empresa relacionada con el secretario de Obras del municipio de Valledupar, Efraín Quintero.

El contrato de la construcción del estadio de beisbol fue otorgado al consorcio estadio 2022 conformado por las empresas Akotados y Contractura y Promotora Odín SAS, Por un valor de $16.694.515.586 millones de pesos, cuyo objeto contractual es;  “Construcción del estadio de beisbol del municipio de Valledupar” en un plazo de siete meses, que inició en el mes de octubre de 2021, el representante del consorcio y dueño de una de las empresas es Jose Carlos peña Matos, uno de los contratistas que participó con otra empresa en la construcción de la fallida Casa en el Aire, y de la despulpadora de mango financiada en el gobierno del exalcalde Tuto Uhía y que nunca entro en funcionamiento, además los hermanos Peña Matos hacen parte de los contratistas del carrusel de la gobernación del Cesar y la alcaldía de Valledupar.

Contractura y Promotora Odín S.A.S que hace parte del consorcio aparece relacionada en varios procesos de responsabilidad fiscal, uno de ellos en el departamento de Bolívar. Según La Contraloría, esta empresa estaría inmerso en un detrimento de mas de $4.000 mil millones de pesos por irregularidades en varias obras ejecutadas en ese departamento. Esta empresa, además, Está vinculada en un conglomerado de empresas de la costa envueltas en procesos por la falcificación de documentos cuando firmaron varios contratos en el 2020 con el gobernador de Bolívar, Vicente Blel Scaff (hijo del senador condenado por parapolítica Vicente Blel Saad) las obras de infraestructura vial en ese departamento, fueron cuestionadas por la baja experiencia en infraestructura vial de los contratistas. Tienen objetos sociales tan diversos que van desde la venta de pinturas y barnices hasta manejar transporte de carga nacional e internacional o formular planes locales para la prevención de desastres.

La interventoría

El contrato de Interventoría 2021-05-0015 fue otorgado al Consorcio interbol Conformado por Construcol Ingeniería de Obras S.A.S y Atlia-AC S.A.S, por un valor de $1.004.574.846 millones de pesos, este consorcio es representado por Javier Elías Baquero Fuentes quien es representante legal de Construcol, el plazo de ejecución fue de siete meses iniciando el mes de octubre de 2021, es decir que para mayo debió estar terminado, sin embargo, aún está a medias.

Construcol Ingeniería de Obras S.A.S hace parte también de las empresas del carrusel que se gana todas las licitaciones en el Cesar, y esta relacionada con el actual secretario de obras del municipio de Valledupar, Efraín Quintero, hijo del exalcalde de Codazzi Cesar  quien tiene el mismo nombre, esta empresa hizo su experiencia en el corredor minero sobre  todo en la alcaldía de Codazzi y becerril en el primer gobierno de Raúl Machado Luna. 

- Advertisement -spot_img

Más Artículos

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Nota Patrocinada -spot_img

Últimos artículos