25.9 C
Valledupar
domingo, julio 14, 2024

La sistemática desaparición de $10 mil millones en el SIVA

Lo más leído

Por cerca de $10 mil millones, fue el contrato que suscribió la gerente del Sistema Estratégico de Transporte de Valledupar – SIVA, Katrizza Morelli Aroca, para la puesta en funcionamiento del sistema de recaudo centralizado, control de flota y de información y servicio al usuario” de las busetas de transporte colectivo que circulan en la ciudad, sin embargo, ninguna de las busetas que ruedan por las vías de Valledupar cuentan con dicha tecnología. 

Katrizza Morelli Aroca gerente del SIVA

Este medio pudo establecer, que lo que se habría buscado con este millonario contrato, era tener un centro de monitoreo de 188 buses, sistematizar el cobro de los pasajes y monitorear la ruta de las busetas. No obstante, a ninguna de las 58 busetas color naranja que circulan por la ciudad se les ha instalado los implementos tecnológicos.

Una fuente le dijo a El Periódico que en un inicio el SIVA adquirió unos equipos (televisores, monitores, computadores) que permanecieron por un tiempo en una oficina ubicada donde funciona las instalaciones de la entidad, sin embargo, después de varios meses de permanecer con llave estos equipos, fueron trasladados para las instalaciones de la empresa Movivalle conformada por contratistas de la ciudad de Cartagena. 

Todo está en el papel

En los estudios previos del contrato se establece la implementación de una serie de software, sin embargo, en el acta de inicio se habla que el contratista tiene como obligación la instalación de unos torniquetes, un contador de pasajeros en la puerta trasera, un botón de pánico, unas cintas de enmascaras y unos arnés para que se sujeten los pasajeros, estos ítems según el acta de inicio serían instalados a 188 busetas, es decir, en las 130 nuevas y las 58 busetas viejas que fue el aporte de Movivalle como empresa privada. Por la instalación en las busetas de estos utensilios mencionados anteriormente, la gerente del SIVA Katrizza Morelli Aroca, le habría pagado a la empresa Dashfleet S.A.S, $9.526 millones de pesos, el representante legal de la firma es Luis Felipe Galvis Méndez, quien fue uno de los socios que constituyó esta empresa en la ciudad de Bogotá. El contrato inicialmente se formuló por valor de 9.379 millones de pesos y luego se realizó una adición por valor de 146 millones de pesos, para un total de más 9.552 millones de pesos. De este monto, el SIVA le entregó el 50% como anticipo. Aunque a la fecha, se presume que la entidad ha realizado varios giros al contratista. 

Contrato 050 del 2022 para la instalación parametrización y puesta en funcionamiento del sistema de recaudo centralizado en el Sistema Estratégico de Transporte público de Valledupar- SIVA

La realidad de los buses 

El equipo periodístico de El Periódico hizo un recorrido en las busetas que puso a rodar el SIVA en el mal llamado Sistema de Transporte Público, y pudo constatar, que las busetas nuevas (las verdes) que llegaron a la ciudad aún siguen cobrando el pasaje de manera manual y que el conteo de pasajero se registra a través del torniquete, cuenta con dos cámaras de seguridad. Pero no solo las busetas nuevas presentan inconsistencia en la implementación de las  herramientas tecnológicas, las busetas viejas, es decir, ‘las naranjas’ que aún ruedan en Valledupar, no han sido dotadas tecnológicamente, pese a que está contemplado en el contrato. 

Según los documentos conocidos por El Periódico, el contrato especificó, que serían 188 busetas a las que se les instalarán, cámara de seguridad, monitoreo a través de GPS, recaudo del pasaje sistematizado, contadores de pasajeros en la puerta trasera y delantera, arnés para sujetarse entre otra serie de herramientas tecnológicas, además de no contar con nada de lo establecido en el contrato, los vehículos están en mal estado, no cuentan con aire acondicionado y por si fuera poco el único medio para monitorearlas es a través de una planilla para controlar hora de salida y hora de llegada. Pese a todas estas inconsistencias, la gerente del SIVA, Katrizza Morelli Aroca, insiste en llamar Sistema, al transporte colectivo de Valledupar que no cuenta con paraderos establecidos, sino, que, por el contrario, los buses paran en cualquier esquina de la ciudad.

Estudios previos para la ejecucion del contrato 050 del 2022 para la instalación parametrización y puesta en funcionamiento del sistema de recaudo centralizado en el Sistema Estratégico de Transporte público de Valledupar- SIVA

El SIVA, pasó de ser el operador del transporte público, a convertirse en la entidad que sólo contrata los recursos públicos y luego entregarlos a la empresa privada, llamada Movivalle para que este los opere.

Desde que inició en el año 2009 hasta el año 2023 debería estar terminado el sistema estratégico de transporte, cuya inversión está por encima de los 200 mil millones de pesos.

- Advertisement -spot_img

Más Artículos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Nota Patrocinada -spot_img

Últimos artículos